Más de 1.300 agricultores de La Orotava se beneficiarán de la impermeabilización de la balsa de Aguamansa

La mejora en este embalse de uso agrícola en La Orotava cuenta con una inversión de 650.000 euros y permitirá aprovechar el cien por cien de su capacidad, 150.000 metros cúbicos.
219cb149ef396726969ad42a098aedbd_L
El gobierno local pidió más actuaciones para el sector primario local.

El sector primario del municipio de La Orotava se impulsará con los trabajos de impermeabilización de la balsa de Aguamansa, actuación que comenzará el próximo mes de octubre y que cuenta con una inversión de 650.000 euros. Para ello, el consejero insular de Agricultura, Ganadería y Pesca, Jesús Morales, mantuvo reunión de trabajo con el alcalde orotavense, Francisco Linares, y los ediles Juan Dóniz y Alexis Pacheco, acompañados de técnicos de ambas instituciones, para informar sobre diversos proyectos de interés para beneficiar al sector primario y, en especial, a los agricultores de la zona alta y medianías del municipio.

Los representantes municipales plantearon además algunas propuestas que se puedan sumar progresivamente, y fueron valoradas por interés por parte del consejero. Así, Morales anunció que el Cabildo de Tenerife ha adjudicado el proyecto de impermeabilizar la balsa de Aguamansa, obra que se iniciará en otoño para intentar afectar lo menos posible en el riego durante esta fecha estival.

 El motivo de llevar a cabo dicha actuación es porque actualmente la balsa solo puede almacenar hasta los 8´5 metros de altura, es decir un 25% de su capacidad. Una vez finalicen los trabajos proyectados, que ejecutará la empresa Tragsa durante seis meses, se podrá llenar al cien por cien y cubrirse así sus 17´5 metros de altura.

Dicho estanque tiene capacidad para 150.000 metros cúbicos y abastece a toda la zona productora de Aguamansa, parte baja de Benijos, Pinolere y otras zonas de las medianías de La Orotava, beneficiando a más de 1.300 agricultores.

Esta infraestructura es el depósito de cabecera de la red de riego de medianías del Valle de La Orotava, complementando el sistema con otros como los de Cueva del Negro, la balsa del barranco de Benijos y el de Las Llanadas que funcionan como elementos de sectorización de la demanda.

Morales anunció que también este año se ejecutará el ramal de Los Cascajos (conocido también del Cartero), de unos 400 metros de longitud y que beneficiará también a centenares de agricultores ya que abastecerá a 26´6 hectáreas. Una obra que supondrá una inversión de 224.000 euros y que se prevé iniciar en breve.

Redes de riego

Por otro lado, el alcalde, Francisco Linares, y responsables municipales solicitaron a los representantes insulares que se aproveche la actuación de repavimentación de todo el camino de Montijo, que se prevé ejecutar de forma inminente, para que se instale la red de riego a lo largo del mismo, de unos 750 metros de longitud.

Jesús Morales aceptó la propuesta por lo que se acometerá también esta mejora en la red, al tiempo que se trabaja ya con el anteproyecto de crear una nueva balsa en Las Llanadas para continuar ampliando la red de riego de forma progresiva y seguir beneficiando a todas aquellas personas que se dedican con mucho sacrificio y esfuerzo a las labores de campo, y que han aumentado en los últimos años tras la crisis económica. Este depósito beneficiaría especialmente a los agricultores de la zona alta de Benijos. A la par se estudian otras propuestas de mejora en redes de riego como en los caminos de las Rosas Bajas, El Palomero; Acebiños, San Miguel y Tafuriaste.

Desde el ayuntamiento villero se aboga por potenciar el sector primario; conservar el paraje agrícola de las medianías; ayudar al mantenimiento de la agricultura a tiempo parcial de gran interés para un alto porcentaje de la población, y salvar las cosechas en caso de sequía. Además, de evitar el abandono de los terrenos cultivados.

Recordar que a finales de 2005 se puso en marcha la red de riego en la zona de las medianías del Valle de La Orotava, y en aquella fecha se invirtieron más de 4 millones de euros para tal fin. Esta infraestructura permitió distribuir los recursos hídricos a más de 1.300 hectáreas de superficie agrícola, en su mayoría cultivos de papas y viñas, y beneficia directamente a más de 2.500 agricultores. La conducción atraviesa Benijos, Camino de Chasna, Barroso, El Sauce, Las Medianías, Mamio, Cueva del Negro y Aguamansa.

Te puede interesar