Medio millar de fincas comienzan a recibir agua de la desaladora de Fonsalía

El agua se transporta a la balsa de Lomo del Balo, desde donde se distribuirá a 180 agricultores de la zona.
DDexwaQXkAASjkJ
Nivel que presenta la balsa agrícola de Guía de Isora en la actualidad.

La estación desaladora de Fonsalía, ubicada en Guía de Isora, ha comenzado abastecer agua de uso agrícola y ya más de medio millar de fincas, principalmente de la comarca de Isora, se han beneficiado de este tipo de suministro. Con la puesta en marcha de esta infraestructura, que en principio tendrá un caudal de 2.000 metros cúbicos al día, se cumple con el compromiso que tanto el Cabildo Insular de Tenerife como el Gobierno de Canarias adquierieon con los agricultores de esta zona de la isla para aliviar los efectos de la sequía en los campos del Sur tinerfeño. En este sentido, el agua desalada se elevará hasta el depósito de Las Charquetas y, desde allí, hasta el embalse de Lomo del Balo, ubicada a 400 metro de altitud.

El presidente del Gobierno regional, Fernando Clavijo, señalo durante la visita realizada hoy jueves a la desaladora, acompañado por el consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca y Aguas del Ejecutivo regional, Narvay Quintero, y el presidente del Cabildo de Tenerife, Carlos Alonso,  que "se inicia ahora el periodo de pruebas de la EDAM, lo que permite que esa agua generada se destine a la agricultura de la zona hasta su puesta en funcionamiento definitiva, que redundará en una mejora del abastecimiento de la comarca".

"Esta es una gran noticia y ha sido posible gracias al trabajo conjunto entre administraciones: Unión Europea, Ministerio, Gobierno de Canarias y Cabildo. La puesta en marcha de la desaladora es muy importante para el sector primario y para la población de la zona, ya que dará respuesta a sus demandas", redundó el presidente.

Narvay Quintero especificó que el agua obtenida durante el periodo de pruebas, se transportará hasta la balsa de Lomo del Balo, desde donde se distribuirá a 180 agricultores de la zona. "Quiero agradecer la colaboración del Cabildo en este punto", señaló el consejero, "que se ha encargado de ejecutar la obra para la conducción del agua hasta la balsa".

"Según las previsiones de la Consejería", apuntó Fernando Clavijo, "la entrega de la instalación al Cabildo, que es la administración encargada de su gestión, se realizará a finales de año y tendrá una capacidad de generar 14.000 metros cúbicos diarios en una primera fase, hasta 21.000 metros en una segunda, y hasta 40.000 en una tercera, destinados al abasto de los alrededor de 70.000 habitantes de la zona costera de las municipios de Guía de Isora y Santiago del Teide, lo que hará posible liberar acuíferos para el sector agrario".

"La inyección de este caudal en el sistema de abastecimiento de agua potable para la población", remarcó Narvay Quintero, "aliviará a partir del próximo año la carga que sostiene el resto del sistema de agua de la zona, por lo que se podrá destinar más cantidad de manera regular al sector primario".

Agua de riego "suficiente"

Carlos Alonso, por su parte, destacó el trabajo que han realizado los técnicos para encontrar una solución viable que, aunque no es definitiva, "permitirá disponer de una cantidad de agua de riego suficiente para solventar el problema que se planteaba de cara al verano".

"En la última reunión que mantuvimos con los agricultores de la zona, hace mes y medio, nos comprometimos a estudiar una solución para paliar la falta de agua de riego y hemos cumplido", indicó Carlos Alonso, quien valoró el trabajo coordinado realizado por las dos administraciones públicas para paliar los efectos de la sequía en el Sur de la isla.

La instalación, ejecutada por el Gobierno de Canarias y proyectada por el Cabildo de Tenerife, ha contado con una inversión de 16 millones de euros dentro del convenio de Obras Hidráulicas entre el Estado y Canarias (financiada con fondos FEDER y del Ministerio) y ofrece un agua de excelente calidad con una baja conductividad, es decir, con un contenido muy bajo en sales, lo que permite el uso por parte del sector agrario durante el periodo de pruebas.

La primera teniente de alcalde del Ayuntamiento de Guía de Isora, Raquel Gutiérrez, manifestó su satisfacción por la puesta en servicio de la desaladora, ya que, "aunque sea parcialmente, supondrá un apoyo para los agricultores del municipio y de la comarca que tan mal lo están pasando con la escasez de agua".

Te puede interesar